Unitarios y Federales
 

"Conozco y respeto mucho los talentos de los señores Rivadavia, Agüero y otros de su tiempo, pero a mi parecer todos cometían un gran error: se conducían muy bien con la clase ilustrada, pero despreciaban a los hombres de las clases bajas, los de la campaña, que son gente de acción."

Juan Manuel de Rosas.

"Partiendo del principio que es absolutamente necesario el que desaparezca uno de los partidos contendientes, por ser incompatible la presencia de ambos con la tranquilidad pública. ¿Será posible sea yo el escogido para ser el verdugo de mis conciudadanos, y cual otro Sila, cubra mi patria de proscripciones? No, jamás, jamás, mil veces preferiría correr y envolverme en los males que amenazan a la patria que ser yo instrumento de tamaños horrores."

Carta del general San Martín a Tomás Guido, fechada en Montevideo el 3 de abril de 1829, pocos días antes de emprender su partida definitiva hacia Europa.

"En el estado de pobreza en que las agitaciones políticas han puesto a los pueblos, ¿quién ni con qué fondos podrán costear la reunión y permanencia de ese congreso, ni menos de la administración general?... Fuera de que si en la actualidad apenas se encuentran hombres para el gobierno particular de cada provincia, ¿de dónde se sacarán los hayan de dirigir toda la república? ¿Habremos de entregar la administración general a ignorantes aspirantes, a unitarios, y a toda clase de bichos?"

Carta de Rosas a Quiroga desde la hacienda de Figueroa, fechada en san Antonio de Areco el 20 de diciembre de 1834.

"Nosotros creíamos que unitarios y federales, desconociendo o violando las condiciones peculiares de ser del pueblo argentino, habían llegado con diversos procederes al mismo fin: el aniquilamiento de la actividad nacional; los unitarios sacándola de quicio y malgastando su energía en el vacío; los federales sofocándola bajo el peso de un despotismo brutal; y unos y otros apelando a la guerra."

Esteban Echeverría, "Ojeada retrospectiva sobre el movimiento intelectual en el Río de la Plata desde el año 1837".

"Los federalistas quieren no sólo que Buenos Aires no sea la capital, sino que como perteneciente a todos los pueblos divida con ellos el armamento, los derechos de aduana y demás rentas generales: en una palabra, que se establezca una igualdad física entre Buenos Aires y las demás provincias, corrigiendo los consejos de la naturaleza que nos ha dado un puerto y unos campos, un clima y otras circunstancias que le han hecho físicamente superior a otros pueblos. "

Juan Bautista Alberdi, Escritos Póstumos, Tomo V.

"La provincia de Santa Fe ya no tiene qué perder, desde que tuvo la desgracia de ser invadida por unos ejércitos que parecía que venían de los mismos infiernos. Nos han privado de nuestras casas, porque las han quemado; de nuestras propiedades porque las han robado; de nuestras familias porque las han muerto por furor o por hambre."

Carta del gobernador de Santa Fe Estanislao López al Cabildo de Buenos Aires, 18 de septiembre de 1820.

Fuente: www.elhistoriador.com.ar